Historia

junio 6, 2017

La idea del voluntariado “Entre Cicerones y Herederos – Córdoba narrada por sus Mayores”, surge a partir de que una alumna del CEPRAM, Susana Maldonado de Rezzónico, lleva a cabo un viaje a España. Durante su estadía, observaba como en las diferentes ciudades españoles, había grupos de adultos mayores llevando a cabo un recorrido con niños por puntos estratégicos de cada lugar. Así, al regresar su viaje, acercó esta idea a las autoridades del CEPRAM, quienes rápidamente pudieron advertir el valor y la importancia de esta labor y la posibilidad de replicarla y adaptarla a nuestra ciudad. De esta manera, en el año 2004 se conformó un grupo de personas que iniciaron este trabajo. Este grupo se conformó por: el Dr. Andrés Urrutia como Director de la Institución y primer coordinador institucional del voluntariado; Susana Maldonado como iniciadora y voluntaria de gestión, y un grupo de personas que acompañaron el inicio del proceso de organización y desarrollo de este espacio, desde diversos puntos tales como capacitación, administración, selección de voluntarios, etc .

Las actividades que dieron inicio a este espacio, fueron pensadas en función a los objetivos propuestos. Así se dio comienzo a: la formación de voluntarios, a través de talleres de capacitación en historia, patrimonio y didáctica; al acceso de los niños e integración con los mayores, a través de la invitación de organizaciones comunitarias y escuelas; a la inclusión de cicerones familiares y comunitarios, a través de la invitación de los niños y escuelas, de la inclusión de ellos en las visitas y de la realización de las visitas grupales; a la promoción de la lectura y continuidad del programa, a través del diseño y edición de los ejemplares del libro y de la distribución entre los niños beneficiarios; al fortalecimiento y difusión del programa, a través de la difusión masiva del programa y focalizada en escuelas y del desarrollo de guías de trabajo para maestros; al desarrollo de fondos para la continuidad del programa a través de entrevistas con empresas locales y céntricas y de la presentación del proyecto a fundaciones a fines a la población objetivo.

En Octubre del 2006, se llevó a cabo el primer recorrido histórico con niños y a partir de ahí el Proyecto perduró a lo largo de estos años. Actualmente, se hacen dos recorridos por semana con aproximadamente 30 niños cada uno. ¡Y nuestro proyecto sigue creciendo!